El cine entretenido


Sí. Esa es mi mano. Puro fetichismo, ¿que no?

A estas alturas no se puede ignorar que tengo gustos muy definidos en materia cinematográfica para bien o para mal. Vamos, que me encanta el cine bien hecho, pero además, entretenido. Ya, ya se que hay mucha gente a la que le gusta pensar que el cine es un arte, el director un iluminado y el guionista esa persona que se esconde en las sombras, que prácticamente no existe y que definitivamente no cuenta para nada una vez que has salido de la sala y hay que comentar la película.

Como guionista, eso no me gusta. Porque existo… lo prometo, es verdad. No sólo hay directores en la viña del Señor.

“Haberte hecho directora” gritan algunos cibernautas “Y deja de darnos el coñazo”. Pues a eso vamos. No me interesa ser directora, pero desgraciadamente los buenos guionistas, se ven obligados a dirigir para no ver convertido su material en una obra de arte y ensayo de dos horas y media… lo que nos lleva al principio de lo escrito: que a mi me gusta el cine entretenido.

Claro, que a ver con que cara voy yo diciendo que me gusta el cine de esas características. De repente una avalancha de terribles orcos cinefílicos armados con el Cahiers du Cinema podría salir de cualquier rincón oscuro para comerme viva…o aún peor, para decirme que mi opinión sobre lo que yo considero entretenido es una mierda.

No pasa nada. Recuerdo vagamente que Frodo venció a todos esos tipos feos y le dieron un Oscar.

Pero pensemos en ello: ¿qué es entretenido? Para cada persona es algo diferente y por supuesto no hay nada que alegar. Sin embargo este es mi blog y escribo lo que me da la gana.

Para mí, entretenido es:

– Que me cuente algo desde una perspectiva que no había visto nunca y que nunca se me hubiese ocurrido: eso excluye aquellas cuyo núcleo principal trate de la guerra civil española, la postguerra o el despertar de un joven a su precoz sexualidad… de esas ya tenemos de sobra.

– Que los personajes me intriguen de alguna forma. Para bien o para mal.

– Que me muestre sitios de una forma que jamás pueda ver por mí misma.

– Que me mantenga interesada de principio a fin, haciendo que me sienta inteligente porque sepa lo que va a pasar pero me sorprenda la forma en la que finalmente ocurra.

– Que no trate de educarme. Las moralejas son insoportables. Incluso si es una película infantil, que no se note que moraliza.

Dentro de estos cánones puede entrar cualquier cosa: desde “El club de la lucha” hasta “Lo que queda del día”. Historias bien contadas y absolutamente entretenidas. Cualquier otra cosa es un concepto rancio del cine. De esos que tratan de convertir el cine en videoarte. Imágenes bellas o desagradables con un fondo sólo entendible por una minoría. De esos que disfrutan con la inutilidad del:

Ritual Post-fílmico de Tertulia y Moleskine

Para que un ritual de estas características sea completamente satisfactorio para todas las partes implicadas es necesario lo siguiente:

Receta

1 cine alternativo y oscuro donde las sillas te dejen cuadrado el culo.

1-4 seres humanos que creen que tienen un coeficiente superior a la media y con un vago entendimiento de los límites de la socialización.

1 lugar no menos oscuro que el cine y cerca del mismo donde tomar un gin tonic o similar. Imprescindible que sea baratito ¿eh?

1-4 Moleskines o Agendas, en su defecto, por cada ser humano. Por supuesto, no garantizamos la misma satisfacción en la experiencia si se realiza ese cambio.

3-5 horas tiempo libre para divagar sobre la futilidad de la vida en el contexto socio-espiritual de la obra de Wong Kar-Wai, por poner un ejemplo.

Y después de dejar clara mi postura me gustaría decir que en el cine, unas buenas palomitas dulces, de esas del Yelmo Ideal nunca vienen mal y ayudan a socializar a la gente cuando se dan cuenta de que están en el cine y no en el salón de su casa.

¡Viva el cine en el cine!

Anuncios

Acerca de La Guionista Famélica

La Guionista Famélica.
Esta entrada fue publicada en Trailers y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a El cine entretenido

  1. Ismi dijo:

    Pues mira, resulta que a mi me gusta Wong Kar Wai!

    xD

    Mi único comentario real y serio es el mal que le ha hecho al cine español la guerra civil, se han pasado con el tema y lo han matado, tanto, que lo que comentas en el texto es un prejucio demasiado extendido. El Laberinto del Fauno es la Guerra Civil, bueno, nada más acabar.

  2. I know, I know… y también “El espinazo del diablo” y las dos son geniales. Pero no creo que se puedan meter en el saco porque no van de “la guerra civil”, pasan en esa época porque le viene bien a la historia que haya un conflicto bélico o que haya un clima de postguerra.
    Por cierto, me mola que te guste Wong pero por favor, nunca te conviertas en un Mr. Moleskine que hable de la futilidad de la vida en el contexto socio-espiritual de su obra.

  3. Anónimo dijo:

    ¿de verdad has conocido a alguien que hable de la futilidad de la vida en el contexto socio-espiritual de won kar wai? presentamelo por favor, yo creo que hay dias para ser moleskine y dias para ser palomitas, nos han vendido que tenemos que elegir pero si tienes razon sobre mucho experto en la nada y se reconoce poco a los que saben de verdad, benditos teoricos de cine de la universidad. Jhon Ford Jhon Ford y Jhon Ford

    • Querido Anónimo,
      En primer lugar, gracias por tomarte el tiempo de comentar. En segundo lugar, no tienes ni idea de la gente con la que me suelo juntar. Desgraciadamente para mí, John Ford no esta entre ellos. 🙂
      Y lo que me dices me resulta chocante. En general yo no siento que alguien quiera venderme la elección de ser “moleskine o palomitas”, lo que noto es que hay mucho cretino que se cree alguien por decir que el cine americano es una mierda… claro, cine americano de ahora, porque El Padrino, Ciudadano Kane y otras obras maestras no cuentan. Tampoco cuentan cosas actuales como Pozos de Ambición o American Beauty.
      Lo que noto en general es que parece que el cine europeo tiene que ser mejor porque gastamos menos, lloramos más y somos más creativos. Nosotros no hacemos cine: hacemos obras de arte y eso repercute en nuestra reputación.
      En definitiva, no consideramos al cine como lo que es: una industria y no un museo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s