“Warm Bodies” o Romeo se hizo zombie.


Cuerpos calientes sin pulso

Cuando ya veíamos el final del túnel con los vampiros que salen a la luz del día, no les chupan la sangre a los vivos y quieren mantenerse enteros hasta el matrimonio, nos salen con la vuelta de tuerca con más sinsentido de la historia: los zombies con (buena) conciencia de “Warm Bodies”.

A ver: ¿qué necesidad hay de reinventar la rueda? Los vampiros son desangradores sádicos y los zombies son estúpidos caníbales. Punto.

Pues no. Que necesitamos innovar y llevar al cine a los adolescentes, mejor dicho, a LAS adolescentes. Porque “Warm Bodies” no es una película de zombies al uso. Es una historia de amor entre un joven muerto incorrupto y una joven viva sonrosada.

¿Qué decís por el fondo? ¿que os suena de algo? No me extraña. Desde que escribieron “Romeo y Julieta” hace 400 años, hasta “Titanic” hace un par de días, han pasado ante nuestros estupefactos ojos cientos de revisiones de la misma historia y todas ellas parece que tienen en común a Leonardo Dicaprio. Un hombre al que odié durante mucho tiempo y por el que aún siento cierto resquemor que, he de admitir, va desapareciendo con cada kilo que engorda. Ya bastante tiene con lo suyo.

Pero, claro, cuatrocientos años y pico de arquetipo da para aburrir, por mucho flequillo rubio al viento de Leo que les pongas delante a las quinceañeras. De modo que, con el nuevo milenio, la típica historia de amor imposible entre dos jóvenes enamorados tenía que evolucionar.

No voy a negar cierto parecido

No me gusta hablar de “Crepúsculo”, porque parece que acabas dando importancia a algo que no la tiene, pero lamentablemente, se ajusta perfectamente a los parámetros que trato de exponeros. Así que para todos los que no os habíais dado cuenta, esa infame adaptación cinematográfica es “Romeo y Julieta”, lo mismo que “Warm Bodies”. La evolución de la que hablaba es el género en el que quieren hacernos creer que lo enmarcan, que es guay, misterioso y apasionado. O sea, lo contrario a lo que suele ser el verdadero género de terror.

Pero no os engañéis, el género no ha cambiado. Es sólo Leonardo con distinto flequillo. Se coge la misma historia de siempre: dos castos amantes que no pueden estar juntos porque la sociedad del momento lo impide y se encaja en el nuevo paradigma: dos castos amantes que no pueden estar juntos porque uno de ellos está muerto… y entonces la sociedad del momento lo ve como necrofilia.

Si lo recordáis bien, anteriormente, los amantes (o uno de ellos) acababan muertos y era una tragedia. Ahora eso ya no es una tragedia porque uno de ellos ya estaba muerto y el quid de la cuestión es “acabar” con la anodina vida del otro para convertirlo en algo guay, misterioso y apasionado. La verdadera tragedia sería que no acabasen muertos los dos.

Pero si esta disertación os ha dejado más fríos que un congelador de “La Sirena” porque adoráis el romanticismo implícito de la historia y vuestro seudónimo en twitter es @iLoVeEdWaRdFuCkYoUbElLa permitidme hablaros de “Warm bodies” porque no puede dejar a nadie indiferente.

El escritor intrépido mirándote por encima del hombro

“Warm Bodies” empezó como una novela, algo que tiene mucho sentido. Su autor, Isaac Marion tuvo una idea estupenda: ¿por qué los zombies tienen que ser malvados?, ¿por qué no pueden ser auto-conscientes y tener sentimientos?

Yo, que no soy escritora sino guionista, no hubiese perdido el tiempo ni diez segundos con esta idea, porque es anti-cinematográfica. Pero Isaac, que es un tipo listo y quería escribir algo rompedor, siguió adelante. A ver qué sale. Y salió esto:

Soy un zombie existencialista. ¡Tómame en serio!

R es un adolescente en un entorno postapocalíptico y además tiene una crisis existencial porque es un zombie. No puede comunicarse más que con gruñidos, no tiene recuerdos ni sabe quién es, pero tiene una profunda vida interior llena de sueños y esperanzas, alejada de los instintos básicos de sus colegas mordisqueadores. Lo bueno de todo esto es que no se ha corrompido ni un poco, sólo unas ligeras ojeras y un colorcillo grisáceo denota su mala suerte. Lo malo es que se tiene que alimentar y se come el cerebro de un muchacho absorbiendo mágicamente sentimientos hacia la novia del descerebrado. A partir de ahí, R querrá proteger a su dama de todos los males de este nuevo mundo.

Toma candela.

El propio escritor hizo un vídeo que colgó en youtube para tratar de vender la novela

Menos mal que decidió escribir un libro, porque en cine es un poco complicado un protagonista que tiene una profunda vida interior. Parece ser que van a ventilarlo con voz en off durante todo el metraje.

¿Lo habéis oído bien? Voz en off para el protagonista durante TODO el metraje.

Jonathan Levine es el guionista que tiene el duro trabajo por delante. No siento ni la más mínima envidia de este hombre. Es un trabajo ingrato el que le espera. Si la película tiene éxito, dirán que es una mierda para adolescentes, y si no lo tiene dirán que han tratado de hacer una adaptación fallida cercana al cine de culto europeo con un presupuesto americano.

Soy un incomprendido. Abrázame, por favor.

Por ahí se habla mucho de que si “Warm bodies” es la nueva “Crepúsculo” con zombies. Yo no me lo creo. Necesito pruebas. Una cosa es que tengamos la misma historia de siempre y otra es cómo nos la cuenten. Cuidado, nenas hormonadas, os podríais dar… ¡Zas, en toda la boca!. Lo que está claro es que no va a ser una historia de zombies al uso y no va a ser una historia de amor al uso. Eso ya hace que me pique la curiosidad.

Y recordad una cosa: todo lo que está vivo tiende a estar muerto. Si no, al tiempo.

Anuncios

Acerca de La Guionista Famélica

La Guionista Famélica.
Esta entrada fue publicada en Películas, Previews y etiquetada , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a “Warm Bodies” o Romeo se hizo zombie.

  1. Otra de zombies dijo:

    Y encima ya hemos visto cosas parecidas: http://www.imdb.com/title/tt0399934/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s